Sepulcro de Nuestra Catedral.

Curiosidad y misterio en un sepulcro de Nuestra Catedral. 

La historia de la ubicación donde descansan los restos de Monseñor Angelo: Debajo del altar de San Roque. ¿O fue sólo coincidencia?

Los restos de Monseñor Herberto Ángel descansan debajo del altar de San Roque ubicado a un costado del altar principal, de nuestra Basílica Catedral de Mercedes, pero esta ubicación del lugar en donde están sepultados los restos de Monseñor Angelo quien fuera entre otras jerarquías eclesiásticas Cura Párroco de la Cagesral ya mencionada más arriba. Pero la curiosidad que yo digo, nadie me la ha podido develar y siempre ya hace años que, falleció Monseñor Angelo y cada tanto ronda mi cabeza y hoy la quiero decir una vez más la curiosidad y misterio o coincidencia, porque yo visito ese templo hace muchos años y lo hago a diario. Yo era bastante asiduo interlocutor del consagrado que hago alusión en esta nota y muy seguido encontraba a Monseñor Angelo en un lugar que, casi nunca veo, ni veía antes en ese lugar en los asientos que hay en el altar donde está la imagen de San Roque y como yo soy muy curioso y observador como todo periodista, un día conversando le dije y a la misma vez le pregunté: ¿Monseñor, por qué usted esta siempre en este lugar sentado o leyendo o rezando?, me contesto con una sonrisa pero no con palabras y yo desgraciadamente no entiendo el lenguaje de las sonrisas y le pregunte por segunda vez, pero al no tener   respuesta, me di cuenta que, quizás quería guardar un secreto o quizás hizo un pacto con el espíritu Santo. Así quedó y seguíamos dialogando bastante seguido y yo lo encontraba la mayoría de las veces; por no decir todas en ese lugar y le digo más cuando esperaba los difuntos para darles la bendición: si había que esperar elegía ese lugar y si usted es asiduo concurrente a la catedral y es observador se dará cuenta que en ese lugar casi nunca va encontrar a diario sentado a ningún consagrado. A mí ese lugar, esa ubicación que ocupaba siempre Monseñor Angelo me había despertado una gran curiosidad y máxime cuando falleció el consagrado que hago mención lo sepultaron definitivamente en ese lugar debajo del altar de San Roque, porque estuvo sus restos un tiempo sepultados provisoriamente cerca de donde está hoy. Entonces yo dije fue casual de lo sepultaran donde se la pasaba mucho tiempo; lo pidió él o intervino el espíritu Santo; por eso me parece una gran curiosidad, una incógnita, para mi encierra misterio, coincidencia, duda, casualidad, mandato del espíritu Santo. Son historias reales que yo las escribo, porque a mi me parece que una curiosidad de tanta magnitud, nunca pierden vigencia y cuantos lectores agradecen estas cosas que, muy pocos la conocen y que enriquecen el patrimonio de una Ciudad, reflejando realidades del pasado. Esa fue mi intención y me encanta contar estas curiosidades que, no todos la vivieron y la saben y creo que vale la pena publicarla, porque un diario se nutre e ilustra sus páginas con las más diversas noticias. ¿De acuerdo?.

RUBÍ GAZZOTTI