LOS EFECTOS DEL “TARIFAZO”

Preocupación empresarial: Las ventas minoristas se desplomaron y cayeron un 6,6% en Abril

Lo anunció la Confederación Argentina de la Mediana Empresa. La disminución se da respecto al mismo período del año anterior, mientras que en la acumulación interanual la contracción acumulada es del 4,8%.


La creciente inflación, sumada a los despidos y el incremento en las tarifas de los servicios públicos, decantó en que durante el mes de abril, las ventas minoristas cayeron un 6,6% respecto al mismo período del año anterior.

Los datos fueron proporcionados por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), que además alertó que la recuperación «va a demorar más de lo esperado» por los empresarios.

«La caída fue muy fuerte y los empresarios comienzan a observar con alta preocupación que la recuperación se va a demorar más de lo esperado», advirtió la entidad.

A partir de la retracción de abril, la caída acumulada en el primer cuatrimestre es de 4,8% interanual.

El informe indicó que todos los rubros comerciales relevados tuvieron bajas considerables, siendo los “Electrodomésticos y artículos Electrónicos’ (-12,3 pct), ‘Ferreterías’ (-9,4 pct), y ‘Materiales para la construcción’ (-8,7 pct) los que mayor descenso pronunciaron.

La CAME evaluó que en abril el mercado de consumo «se mantuvo paralizado» dado que «la caída en el poder adquisitivo se sintió con más fuerza que nunca» debido que «a los incrementos habituales en los bienes y servicios, se le sumaron las subas de tarifas, en prepagas, colegios, expensas».

A eso, dijo que se sumó los «numerosos despidos en los sectores públicos y privados, que impactaron tanto sobre las posibilidades de gastos como sobre el ánimo para consumir de las familias».

«Nada pudieron hacer los comercios frente a un público que desapareció de las vidrieras. El temporal de lluvias que azotó nuestro país y la llegada del frío movió por momentos algunos rubros como indumentaria, calzado, marroquinería, textil-blanco y algo de electrodomésticos, pero sin posibilidad alguna de compensar la caída, ya que la tendencia fue muy marcada», explicó.

La entidad sostuvo que el programa ‘Ahora 12’ y los descuentos fuertes que aplicaron algunos comercios «ayudaron a activar por momentos el mercado» pero «la gente que viene arrastrando las cuotas desde hace un año, no estuvo tampoco muy predispuesta a endeudarse».