El Defensor del Pueblo le pedirá informes al municipio a partir de los “múltiples reclamos” que recibe de los vecinos

La oficina local del Defensor del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires, a cargo del doctor Fernando Florella, le pedirá informes a la Municipalidad respecto del funcionamiento del polémico sistema de estacionamiento medido y del contrato suscripto con la empresa Elinpark, después de recibir en su sede numerosas quejas y reclamos de los vecinos.

Florella se hará eco así de los pedidos de vecinos, comerciantes e inclusive del bloque de concejales del Frente Mercedino para la Victoria, quienes solicitaron su intervención tras analizar distintos aspectos de la polémica medida.

“Hemos hablado con el doctor Fernando Florella a partir de las quejas de los vecinos por el estacionamiento medido, que ya son de público conocimiento, y luego de conocer que él mismo también recibió muchos reclamos en su oficina (ubicada sobre la avenida 30)”, explicaron los concejales de la agrupación que conduce Juan Ignacio Ustarroz.

La sede local de la Defensoría del Pueblo bonaerense abrió sus puertas el año pasado y el bloque de ediles del Frente Mercedino la calificó como “una herramienta indispensable no solamente para conocer los derechos de los vecinos, sino también para defenderlos en los casos en que han sido vulnerados. Los perjuicios evidentes que ya ha causado este sistema de estacionamiento merece un análisis profundo desde todos los ángulos posibles”.

Según contó Florella, las quejas de los vecinos abarcan todo el abanico ya expuesto: el costo (cinco pesos, el más caro de la provincia de Buenos Aires), la carga horaria (lunes a viernes de 8 a 20 y sábados de 9 a 13), la extensión del radio (más de 100 cuadras, con la posibilidad de ampliarse), y la falta de información en los días previos al inicio de la implementación del sistema. También, claro, las consecuencias: caída en las ventas para los comerciantes y calles intransitables por fuera de los límites del sistema.

Entre las quejas, finalmente, también se enumera la falta de información respecto de la empresa contratada, Elinpark, que ya tuvo inconvenientes en Neuquén y Cañuelas.

El estacionamiento medido generó muchísimos inconvenientes entre los vecinos. Desde el municipio se lo implementó a pesar de que los comerciantes habían reunido más de 1.300 firmas para, al menos, postergarlo; la Cámara Económica Mercedina mantiene reuniones periódicas para analizar medidas y otras opciones; y desde distintos espacios se hicieron públicos proyectos alternativos para reemplazar al que se aplicó. Pero por ahora nada cambia.