CON IMPULSO MUNICIPAL

La Casa del Niño progresa y beneficia a cientos de chicos

El intendente Ustarroz recorrió las obras de remodelación efectuadas en el lugar. Remodelación de baños, cambio del mobiliario, cañerías de agua y gas, contratación de profesionales, cambio de menú con nutricionistas, puesta en valor del SUM, fueron mejoras que se hicieron estos años.

En ese contexto, el jefe comunal destacó “el compromiso de todas y todos los trabajadores, no solamente los que pusieron valor, arreglaron y embellecieron la Casa del Niño, sino también, y fundamentalmente, a las que todos los días le ponen el hombro y su corazón para que los chicos puedan pasarla bien, estén contenidos y sean parte del proceso de aprendizaje y educación”.
Según Ustarroz, “si el Estado y la sociedad no cuidan a nuestros niños, se pierde el rumbo. Por suerte hoy en nuestra ciudad tenemos un Estado presente, pero por sobre todo tenemos una comunidad que todos los días aporta su granito de arena para poder sortear este difícil presente sin bajar los brazos y sin dejar de estar unidos, para seguir trabajando por lo más importante, nuestros niños”.
Por su parte, la directora de Niñez y Adolescencia, Gabriela Olivella señaló que “trabajamos día a día por la igualdad y para que tengan los mismos accesos a todos los derechos”.
A su vez, Olivella destacó “el trabajo que se hace, desde los docentes, las cocineras y el esfuerzo que hace el Municipio por nuestra niñez”, en el contexto donde más del 52 por ciento de nuestros chicos en el país son pobres.
La Casa del Niño cuenta con una parte pedagógica, donde se hace una labor muy exhaustiva con el equipo técnico –psicólogas y trabajadores sociales- que también trabajan con las familias. Por otro lado, la parte nutricional, donde se cuenta con una nutricionista y jefa de cocina, las cuales proporcionan a los chicos y chicas, alimentos que contienen los estándares nutricionales necesarios.